Primario

alimentos

5 Beneficios de Comer Despacio ¡¡ Permite Adelgazar !!

Son muchas las personas que comen de una manera rápida y descuidada.

comer despacio

Pero la realidad es que comer despacio se considera un enfoque inteligente que nos aporta varios beneficios.

Los estudios realizado al respecto muestran que comiendo despacio puedes sentirte más saciado y perder peso.

En este artículo veremos los beneficios que produce comer más lentamente, entre los que se encuentra una mayor pérdida de peso y una mejora en la salud.

 

COMER DESPACIO PUEDE HACERNOS SUBIR DE PESO

Está comprobado que aquellas personas que comen rápido tienen más peso que aquellas que dice que suelen comer de manera más lenta.

Las cifras indican que las personas que comen rápido pueden llegar a tener un 115% más de probabilidades de ser obesas, en comparación con los más lentos.

Estas personas también tienen tendencia a aumentar de peso con el tiempo, lo que en parte se debe a comer demasiado rápido.

alimentos sanos

En un estudio realizado, se encuestó a más de 4000 hombres y mujeres de edad media, pidiéndoles saber con qué rapidez comían sus alimentos.

Aquellas personas de la encuesta que dijeron comer ” muy rápido ” tendían a tener más peso, y habían ganado la mayoría de peso corporal desde los 20 años.

En otro estudio realizado se examinaron los cambios de peso de 529 hombres en un período de 8 años. Los que se vio que habían comido más rápido ganaron 2 veces más de peso que aquellas personas que durante este tiempo habían comido más lento.

Conclusión: Tenemos varios estudios que nos muestran que las personas que comen rápido tienden a tener más peso y a ganar más peso con el paso del tiempo, en comparación con aquellas personas que comen más lentas.

 

COMER DESPACIO TE AYUDA A COMER MENOS

Tu apetito y la ingesta de calorías que ingieres viene en parte determinada por las hormonas.

recetas caseras

Normalmente después de comer, tu intestino suprime una hormona llamada grelina, la cual controla el hambre. También libera hormonas anti-hambre llamadas colecistoquinina, péptido YY y péptido parecido al glucagón-1.

La función de estas hormonas es transmitir un mensaje al cerebro, haciéndole saber que ha comido y que los nutrientes son absorbidos.

Esto ayuda a reducir el apetito, a que te sientas lleno, y esto te ayuda a parar de comer.

Este proceso dura unos 20 minutos, por lo que la desaceleración le da a tu cerebro el tiempo que necesita para recibir estas señales.

 

COMER LENTAMENTE AYUDA A LAS HORMONAS SACIANTES

Está comprobado que al comer demasiado rápido comemos demasiado, ya que nuestro cerebro no tiene el tiempo necesario para recibir señales de saciedad.

adelgazar sin dietas

Además, se ha demostrado que comer lentamente nos ayuda a reducir la cantidad de alimentos consumidos en una comida.

Esto es debido al aumento en el nivel de las hormonas contra el hambre que se produce cuando comemos lentamente.

En un estudio realizado con 17 personas sanas, las cuales tenían un peso normal fueron alimentadas con 300 ml de crema de hielo en dos ocasiones diferentes.

En una de estas ocasiones las personas tomaron el helado en 5 minutos. En la otra ocasión, lo tomaron más lentamente ( 30 minutos ).

Se pudo comprobar que la hormona de la saciedad aumentó de manera importante cuando se tomaron el helado lentamente, y estas personas manifestaron sentirse más saciadas después de comer.

En otro estudio realizado con personas diabéticas con sobrepeso y obesidad, no se vio un aumento en las hormonas del apetito, pero si que se vio un aumento en la saciedad y en la satisfacción de las personas después de haber comido más lentamente.

Otros estudios han mostrado que los jóvenes obesos de edades de 9 a 17 años mostraron unos niveles más altos de hormonas supresoras del apetito cuando una comida se consume lentamente.

 

COMER LENTAMENTE AYUDA A REDUCIR LA INGESTA DE CALORÍAS

En un estudio realizado se observó los ritmos a la hora de comer en personas con peso normal y son sobrepeso.

Se comprobó que las personas que comían más lento tomaron menos calorías que las personas que comieron más rápido, la diferencia fue mayor en el grupo de personas con peso normal.

Los participantes también se sintieron más saciados durante más tiempo después de comer más lentamente, todo ello por haber reducido la velocidad a la hora de comer.

Esta reducción en la ingesta de calorías debe ayudar a la pérdida de peso con el paso del tiempo.

Conclusión: Para la mayoría de las personas, comer lentamente ayuda a aumentar las hormonas intestinales responsables de la saciedad. Comer más lentamente también ayuda a reducir la ingesta de calorías y a ayudarte a sentirte más lleno.

 

PARA COMER LENTAMENTE ES CLAVE MASTICAR BIEN LOS ALIMENTOS

masticar para adelgazar rápido

Para conseguir este objetivo de comer despacio, es clave masticar bien los alimentos antes de tragarlos.

Esto nos ayuda a reducir la ingesta de calorías y adelgazar.

De hecho, son varios los estudios que han encontrado que las personas que tienen sobrepeso tienden a masticar su comida menos de lo que hacen las personas que tienen un peso normal.

En un estudio, los investigadores pidieron a 45 personas que comieran pizza. Se comprobó que al masticar esta comida a ritmos diferentes, aquellos que la masticaban a un ritmo más lento ingerían un 9.5% menos de calorías.

En otro estudio, también se pudo comprobar que la ingesta de calorías se reducía mientras aumentaba la hormona de la saciedad al subir las veces que se masticaban los alimentos de 15 a 40.

Conclusión: Está comprobado por diferentes estudios que aumentar el número de veces que masticamos los alimentos nos ayuda a reducir el número de calorías que consumimos, lo cual es clave para conseguir el objetivo de adelgazar.

 

MÁS BENEFICIOS Y VENTAJAS DE COMER DESPACIO

Ya hemos visto los beneficios que aporta para la saciedad y la pérdida de peso el comer más despacio.

Pero además, esta desaceleración puede mejorar la salud de otras maneras:

  • Aumenta el disfrute por la comida.
  • Mejora la digestión.
  • Ayuda a absorber mejor los nutrientes.
  • Mejora la salud de los dientes.
  • Te hace tener más control y sentirte más tranquilo.
  • Reduce el estrés.

 

Conclusión: Comer lentamente tiene más beneficios para nuestra salud que los que influyen directamente en la pérdida de peso, por ejemplo la mejora de la digestión, de la salud de los dientes y la reducción del estrés.

 

TRUCOS PARA COMER DESPACIO Y BAJAR DE PESO

Veamos algunos trucos para que consigas este objetivo de comer más despacio:

  • Evita el hambre extrema: Es difícil comer lentamente cuando estás muerto de hambre. Para evitar llegar a este punto de tener mucho hambre, es importante que no dejes pasar muchas horas entre comidas.
  • Mastica más: Cuenta las veces que sueles masticar los alimentos, después mastícalos el doble de veces que sueles hacerlo. Te ayudará.
  • Suelta el tenedor: Soltando el tenedor, reducirás también la rapideza para llevar a tu boca el siguiente bocado, y darte con ello más tiempo para masticar la comida.
  • Come alimentos que necesiten ser masticados: Añade alimentos fibrosos a tus comidas, los cuales requieres una gran cantidad de veces para ser masticados, el caso de las verduras, frutas y frutos secos. La fibra también nos ayuda en la pérdida de peso.
  • Bebe agua: Asegúrate de beber mucha agua u otras bebidas sin calorías antes de las comidas. Aconsejo no beber durante la comida, favorece la buena digestión.
  • Usa un cronómetro: Fija 30 minutos para comer en tu reloj, no acabes antes de que pase ese tiempo. Trata de mantener un ritmo lento, constante durante toda la comida.
  • Apaga las distracciones: Trata de evitar las pantallas electrónicas mientras comes. Nada de televisión, móvil o Ipad.
  • Respira profundamente: Si notas que empiezas a comer demasiado rápido toma algunas respiraciones profundas. Esto te ayudará a volver por el buen camino.
  • Practica la alimentación consciente: Las técnicas de alimentación consciente te ayudan a prestar más atención a lo que estás comiendo, con ello conseguirás tener el control sobre tus antojos.
  • Sé paciente: Hacer cambios lleva su tiempo, se dice que son necesarios 66 días para llevar a cabo un nuevo hábito. Con el paso del tiempo, comer lentamente será algo que saldrá de manera natural.

Conclusión: Con la práctica, comer despacio será más fácil y más sostenible.

 

REDUCE LA VELOCIDAD Y DISFRUTA DE LA COMIDA

Comer de una manera acelerada puede provocar que subamos de peso y disminuya el placer por la comida.

Sin embargo, comer lentamente aumenta la plenitud y favorece la pérdida de peso. También proporciona otros beneficios para la salud, y nos ayuda a mejorar la calidad de vida.

Así que a la hora de comer, tómate las cosas con calma y disfruta de cada bocado.

 

Cuídate Mucho

Marcos

Deja tu comentario

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR